Ir al contenido principal

CUENTA ATRÁS


Son las doce horas, un minuto y quince segundos
. En 3 minutos y 45 segundos pasaré a la Historia. No por explotar. Ni siquiera por ser el primer hijo de puta que revienta en una guardería. Lo seré cuando encuentren la carta en mi coche. Allí confieso que soy ateo, que los engañé a todos y que sólo creo en Mark David Chapman. Pero le he superado.

Cybrghost

Participó en Rec (Relatos en Cadena), cuya frase de inicio aparece en cursiva.

La fotografía se titula "No Chance For Peace"


Safe Creative #1102048416900

Comentarios

  1. Joder, qué relato más bestia!!!
    El lunes te quiero alegre :)
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El lunes no publico. No sé que tocará el martes.

      Eliminar
  2. Buf, este relato está envuelto de una agresividad que da algo de miedo, bien pintado ese autorretrato de un psicópata.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo malo es que la realidad acaba superando a la ficción. Y a mi la agresividad creciente y cada vez por tonterías más nimias me preocupa profundamente.

      Eliminar
  3. Respuestas
    1. ¿Perfecto?, entonces ya no escribo más :-).
      El jurado de ReC es mucho menos magnánimo que tu.

      Eliminar
  4. booooommmmmmm!!!! Yo también te quiero más alegre el lunes, el martes... :-)
    saludillos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No tengo unos días especialmente malos, y no tengo un criterio claro para decidir que publico cada vez. Está escrito hace ya un tiempo.

      Eliminar
  5. Tremendo... Y la foto también.

    Besos desde el aire

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias. La foto es una casualidad que me pilló inspirado.

      Eliminar
  6. Frío, doloroso, contundente, Cybrghost. ¡Fantástico!

    La foto, considerada como resultado de imagen y título, está a la altura de excelencia del relato.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pedro, "excelencia" me parecen palabras mayores. Como le dije a Patricia, el jurado de ReC fue mucho menos magnánimo. La foto es previa, pero es que columpiar mi mente por la fotografía (de la que sé tan poco como de escribir) es otra de mis pasiones.

      Eliminar
  7. Si es bestia, si.
    Su admirado Mark David Chapman no era ningún sicópata, sólo una pobre persona a la que sometieron a experimentos terribles y al final lo dirigieron hacia ese final tan trágico.

    Un abrazo, Cyb.

    Oye, mándame un correo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Salió así. Si ves la anterior entrada verás que esa semana estaba un tanto violento, "literariamente" hablando. No controlo mucho la vida del Sr. Chapman, incluso tuve que buscar su nombre, pero se me vino a la cabeza al pensar el relato.
      Te mandaré ese correo.

      Eliminar
  8. Uf! que cañero!!!!, espero que pronto olvidemos a todos esos que matan por salir en los periodicos...al menos no libraremos de los imitadores.

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Casi mejor libremonos de los originales, así no tendrán a quien "admirar" e imitar.

      Eliminar

Publicar un comentario

Si Alguien Tiene Algo Que Decir Que Hable Ahora...O Cuando Le de La Real Gana.

Entradas populares de este blog

HASTA AQUÍ HEMOS LLEGADO

Cuando me casé con mi esposo, ya conocía sus arranques de genio. Los conocía yo y media comarca, tal era su calibre. No obstante, como le amaba con locura, jamás ni amagó con levantarme la mano, y tal cual venían se iban, yo los toleraba. Era habitual que abriera la ventana vociferando y arrojara botellas, jarrones, sillas… todo lo que imaginen. Pero el otro día en su arrebato cogió a nuestro hijo. Ahí ya tuve que plantarme y le puse en la calle; por la ventana, por supuesto, como a él le gusta.
Miguel Ángel Pegarz
cYBRGHOST

LA HISTORIA DE CAPERUCITA Y EL CAZADOR

No fueron felices. Y no comieron perdices. Ella apenas acaba de estrenar su mayoría de edad. Era una chica culta, liberada, con aspiraciones y posibilidades. Tenía toda una vida por delante y ganas de comérsela. Él ya estaba en su segunda madurez, era un hombre tosco, poco formado y sentimentalmente precario. Estas historias funcionan bien en los cuentos y en determinadas películas, pero cuando se pasa la última página, cuando acaban los títulos de crédito, la realidad suele ser otra. La fascinación por el salvador y el hombre maduro funcionó un tiempo. La atracción por la afrodita de suaves curvas y pecado hecho carne también. Pero al poco tiempo ella comenzó a verse limitada, atada demasiado corto, privada del aire que siempre quiso. Él fue no soportando que se creyese más lista, y menos aún darse cuenta de que lo era. No soportaba las miradas de otros sobre ella, ni que las tolerase y disfrutara. Ella estaba cada día más cansada de sus pocas luces y su estrechez de miras. A él, ella…

EL HIJO PRÓDIGO

Sigo observando mi trocito de cielo, exactamente el mío; aunque parezca imposible estar seguro, sé cuál es. Voy a ir allí pronto. Ya sé que dejo docenas, cientos, miles de cadáveres tras de mí, pero alguien tiene que descubrir y ajustar cuentas a los traidores a la Causa. Por eso me mandó aquí, y Él lo sabe, pese al numerito que montó para echarme ¡Si no fuera por mí tendría la casa repleta de indignos y traidores! Acabará por asumirlo. Dentro de poco volveré y tendrá que reconocer mis servicios. Pronto las puertas del cielo se abrirán para Lucifer.
Miguel Ángel Pegarz
cYBRGHOST