Ir al contenido principal

EL VIEJO LOBO


Nunca debió ser el líder de la manada. La suya era una manada de descastados, de perdidos, que le siguieron cuando él mismo abandonó su jauría. Había tenido porte y parecido fuerte, pura fachada. Y ahora eso le pasaba factura. Estaba cansado. Hacía tiempo que carecía de fuerza y ganas para seguir al frente. La manada había menguado. No conseguía caza, y muchos habían tomado su propio camino. Aún tenía un grupo de leales, que se arrastraban tras su decadencia, impertubablemente fieles. Era el momento. Lo sabía. Corrió frente a los suyos hasta la peña más alta. Miró a la luna a la cara y aullló. Aulló con todas su fuerzas, con el dolor profundo de afrontar su destino. Y saltó. Sabía que ahí no le seguirían. Ahora eran libres.

Cybrghost

Safe Creative #1102048416900

Comentarios

  1. Hay grandeza en asumir las limitaciones propias y en sacrificarse en beneficio de los demás. Aunque probablemente no sepan apreciarlo...

    ¡Un saludo!

    ResponderEliminar
  2. Uno que sabía cuando debía retirarse...
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Un buen lider debe saber cuando retirarse y dejar paso a las nuevas generaciones.

    Muy buen relato.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  4. No sé qué comentario hacer, excepto "Me gustó". Saludos descastados.

    ResponderEliminar
  5. Tiene fuerza y está muy bien narrado. El final muy bueno.

    Besos desde el aire

    ResponderEliminar
  6. La ternura en un contexto en el que, sin cachorros de por medio, era difícil colocarla. Pero está ahí. Debería formar parte del manual del político.

    ResponderEliminar
  7. Morir para ganar la libertad de otros, hay grandeza en ese gesto.
    Me gustó y recordaré a El viejo lobo.

    Besitos

    ResponderEliminar
  8. Veo el salto glorioso de él y su grito y lo alabo.
    Miro detrás y veo a sus fieles, como huérfanos. ¿Seguirán estando juntos o a falta de lider, se separarán?

    ResponderEliminar
  9. Eso es un lider y no los que nos gobiernan o oponen.

    Blogsaludos

    ResponderEliminar
  10. CARLOS: Enorme tu comentario. Gracias.

    TOWANDA: Quizá debió hacerlo antes, no sé.

    PATRICIA: Me sonrojas. Y a mi que no acaba de convencerme... Gracias.

    GALA: Quizá nunca debió ser líder. Gracias.

    YUN: Más que suficiente. Gracias.

    ROSA: Gracias. Ya digo que a mi no acaba d convencerme, no sé porqué.

    MONTSE: Gracias por tú visión. pero a ningún manual de ningún político. Mi obra, mala o peor, es libre de política. Esta guarida está al margen de eso.

    ELYSA: Muchas Gracias.

    LUISA: Como decían en Conan... "Pero eso ya es otra historia".

    ADIVÍN: Mi concepto es que no fue un buen líder aunque enmendase la plana. No obstante insisto, este es un espacio que pretende mantenerse asépticamente apolítico (ni como partidos, pseudopartidos o ideologías varias). De hecho tengo retenido otro relato para evitar que se hagan comentarios de sesgo político de cualquier tipo.

    ResponderEliminar
  11. Buen micro Cybrghost, precisamente me acabo de leer un libro de un elfo-lobo (de Laura Gallego), qué casualidad...
    He visto tu comentario en mi blog y es una pena que no te animes a la micronovela. ¿Estás seguro? Sólo es un capítulo, una semana de tiempo...

    ResponderEliminar
  12. Ayer leí tu micro y me encantó pero no sabía muy bien cómo expresar con palabras lo que me hizo sentir.., hoy, de nuevo, la he vuelto a leer y siento como cuando leo un libro que me engancha, que no puedo dejar de leer, que incluso hasta te imaginas el escenario y a todos sus personajes... eso haces con tus relatos, que durante unos minutos salga de mi realidad para entrar en un mundo lleno de todo tipo de emociones, aventuras, humor... Gracias.
    En este caso creo que la decisión que tomó el líder fue la más valiente ya que antepuso la supervivencia de su manada a él mismo.

    ResponderEliminar
  13. Es importante saber cuando hay que tomar ciertas decisiones... tu personaje le echó mucho valor tanto al vivir como al morir. Un abrazo de luna llena.

    ResponderEliminar
  14. PURI: y yo que tenía entendido que los elfos morían sin sufrir licantropía. Y sobre tu proyecto... uff, pensaré, pero me faltan ya no horas, días, y no me gustaría comprometerme y no poder entregarlo o que saliese una castaña.

    CONCHI: Tú que me miras con buenos ojos. ¡Ojalá fuese tan bueno como dices!. Pero muchas gracias igualmente. Y a mi este relato no me acaba de convencer, ya he dicho.

    RELATADAMENTE TUYA: Yo pienso que debió tomar esa decisión mucho antes. Y una decisión tomada tarde nunca es una buena decisión. Pero esa es mi opinión.

    ResponderEliminar
  15. Es excelente, pues deja un gran mensaje...
    Un abrazo.
    HD

    ResponderEliminar
  16. Las tres últimas frases le dan un sentido concreto a la historia. ¿cómo estaba tan convencido?No pudo ver a los dos que saltaron, el que se quedó mirando desde el precipicio para comprobar que estaba muerto y el que ocupó su lugar, quizás peor que él.
    Saludillos

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Si Alguien Tiene Algo Que Decir Que Hable Ahora...O Cuando Le de La Real Gana.

Entradas populares de este blog

HASTA AQUÍ HEMOS LLEGADO

Cuando me casé con mi esposo, ya conocía sus arranques de genio. Los conocía yo y media comarca, tal era su calibre. No obstante, como le amaba con locura, jamás ni amagó con levantarme la mano, y tal cual venían se iban, yo los toleraba. Era habitual que abriera la ventana vociferando y arrojara botellas, jarrones, sillas… todo lo que imaginen. Pero el otro día en su arrebato cogió a nuestro hijo. Ahí ya tuve que plantarme y le puse en la calle; por la ventana, por supuesto, como a él le gusta.
Miguel Ángel Pegarz
cYBRGHOST

LA HISTORIA DE CAPERUCITA Y EL CAZADOR

No fueron felices. Y no comieron perdices. Ella apenas acaba de estrenar su mayoría de edad. Era una chica culta, liberada, con aspiraciones y posibilidades. Tenía toda una vida por delante y ganas de comérsela. Él ya estaba en su segunda madurez, era un hombre tosco, poco formado y sentimentalmente precario. Estas historias funcionan bien en los cuentos y en determinadas películas, pero cuando se pasa la última página, cuando acaban los títulos de crédito, la realidad suele ser otra. La fascinación por el salvador y el hombre maduro funcionó un tiempo. La atracción por la afrodita de suaves curvas y pecado hecho carne también. Pero al poco tiempo ella comenzó a verse limitada, atada demasiado corto, privada del aire que siempre quiso. Él fue no soportando que se creyese más lista, y menos aún darse cuenta de que lo era. No soportaba las miradas de otros sobre ella, ni que las tolerase y disfrutara. Ella estaba cada día más cansada de sus pocas luces y su estrechez de miras. A él, ella…

EL HIJO PRÓDIGO

Sigo observando mi trocito de cielo, exactamente el mío; aunque parezca imposible estar seguro, sé cuál es. Voy a ir allí pronto. Ya sé que dejo docenas, cientos, miles de cadáveres tras de mí, pero alguien tiene que descubrir y ajustar cuentas a los traidores a la Causa. Por eso me mandó aquí, y Él lo sabe, pese al numerito que montó para echarme ¡Si no fuera por mí tendría la casa repleta de indignos y traidores! Acabará por asumirlo. Dentro de poco volveré y tendrá que reconocer mis servicios. Pronto las puertas del cielo se abrirán para Lucifer.
Miguel Ángel Pegarz
cYBRGHOST